La historia de Sy Garte es un testimonio fascinante de su viaje desde la militancia comunista y el ateísmo hasta encontrar la fe en Cristo. Criado en una familia comunista en Estados Unidos en la década de 1960, Garte compartió sus experiencias de infancia, donde creció como un “hijo verdaderamente comprometido con la revolución”. Su entorno estaba fuertemente influenciado por el comunismo, con miembros de la familia involucrados en el Partido Comunista Estadounidense.

Describe cómo, a lo largo de los años, comenzó a cuestionar sus supuestos ateos y materialistas a medida que se involucraba en la comunidad científica como bioquímico investigador y profesor. Su búsqueda espiritual lo llevó del ateísmo al agnosticismo y, finalmente, al teísmo esperanzador. A los 60 años fue bautizado como cristiano, lo que marcó una transformación significativa en su vida.

Un aspecto notable de su historia es el perdón que tuvo que aprender a ofrecer a quienes lo ridiculizaban por su fe. Su viaje desde la ira y el deseo de venganza hasta el perdón fue un paso crucial en su camino de fe.

Además, Garte comparte la experiencia de su amigo Joe, quien también fue “hijo del comunismo” y terminó convirtiéndose en cristiano décadas después. Estas narrativas revelan la complejidad de los viajes espirituales y cómo, incluso en contextos ideológicos desafiantes, las personas pueden encontrar la fe en Jesucristo.

Según Premier , Garte destaca la posibilidad de un “gran despertar” entre quienes crecieron en ambientes ateos o comunistas. Destaca que muchas personas en todo el mundo están buscando algo que no sabían que faltaba en sus vidas.

Leave A Comment